INTELIGENCIA DE NEGOCIOS CON POWER BI

El 19 de octubre del 2020 iniciamos la tercera edición del curso de inteligencia de negocios con POWER BI. En este espacio compartimos aspectos que complementan la sola aplicación de una herramienta, si bien el interés de los participantes es crear informes, procesar datos para gestionar información, hay otros intereses importantes. A continuación compartimos las motivaciones del equipo participante.

Resumen de motivaciones para aprender POWER BI con ThinkQuality.

El interés fundamental es facilitar los procesos de decisiones.

Tomamos muchas pequeñas decisiones cuando conducimos, absorbemos alguna información cuando leemos el periódico e intercambiamos cumplidos rutinarios con la esposa o con un colega, todo esto con poco esfuerzo y sin tensión alguna. Justo como en un paseo.

En muchos aspectos de la vida, la gente se forma opiniones y hace elecciones que expresan directamente sus sentimientos y su tendencia básica a buscar o evitar algo, a menudo sin saber que lo hacen.

En decisiones importantes, es poco ético quedarse en juicios intuitivos cuando se dispone de un algoritmo que cometerá menos errores. Como argumento racional es convincente, pero se enfrenta a una realidad psicológica pertinaz: para la mayoría de las personas, la causa de un error es importante. El caso de un niño que muera porque un algoritmo ha cometido un error es más penoso que el de la misma tragedia producida a consecuencia de un error humano, y la diferencia de intensidad emocional es traducida enseguida a preferencia moral. Las personas que no manifiestan las emociones apropiadas antes de decidir, a veces debido a daños cerebrales, tienen una singular capacidad para tomar buenas decisiones.

Lo mejor que podemos hacer es llegar a un compromiso: aprender a reconocer situaciones en las que los errores sean probables y esforzarnos en evitar errores importantes cuando están en juego cosas de primer orden. Tomar decisiones en base a datos es una alternativa para las personas y las organizaciones.

Sabía usted lector que hasta ahora, lo dominante en las compañías ha sido una cultura tradicional y conservadora a la hora de tomar decisiones. Habitualmente los equipos directivos son reacios al cambio y basan gran parte de sus decisiones en la intuición y experiencia de los directores.

En un entorno cambiante las organizaciones deberían ir pensando en  adaptarse a la ‘cultura de datos’.

Se trata de asumir el concepto “data driven” que significa que el progreso en una actividad –empresarial en este caso– está forzado por los datos, más que por la intuición o la experiencia personal. Un científico lo traduciría como “toma de decisiones basada en la evidencia”.

Bienvenidos a las siguientes ediciones de INTELIGENCIA DE NEGOCIOS CON POWER BI.

Caso COVID aplicado en el curso POWER BI, conexión de datos a fuentes de información en internet.
¿Necesitas Ayuda?
Contenidos